Archivo de la etiqueta: Lorenzo Silva

La marca del meridiano – Lorenzo Silva

Complicada esta reseña. Así que lo resumiré desde el principio y luego me enrollaré, que es lo que se me da bien.

¿Me ha gustado el libro? Sí.

¿Merece la pena la historia? Sí.

¿Lo recomendaría? Sí.

¿Es bueno el escritor? Sí, es muy bueno, me gusta y recomiendo sus libros. Es más, pienso seguirle con más detenimiento.

¿El libro merece un premio como el Planeta? No.

Y ahí es donde está el quid de la cuestión. Un premio literario, en mi opinión, tiene que exigir más. Si hubiese escogido el libro como mero entretenimiento, buscando una novela policíaca cañí para disfrutar de sus irónicos diálogos, reconozco que hubiese dado en el clavo. Porque la novela tiene ritmo, es entretenida, divertida, me gusta cómo su autor maneja los recursos propios del género, se lee fácilmente y la historia está repleta de comentarios sarcásticos, muy del temperamento con el que pretende retratar a sus personajes.

La marca del meridiano
Fuente: http://www.bevilacquaychamorro.com

Sin embargo, dado que ha ganado un premio literario, nada más ni nada menos que el Planeta, que como todos sabemos va acompañado de una pasta… merece ser juzgado acorde con la cuantía recibida.

Y entonces pasa lo que pasa con la mayoría de los premios Planeta: que no convence.

Mis aitas, en algún momento de enajenación mental, se hicieron con toda la colección y sé de lo que hablo, porque ya que tenía los libros pululando por el salón los iba leyendo, con más expectación que interés y progresivamente, con cada nueva lectura, iba aumentando mi decepción con respecto al premio y a quienes lo recibían.

En cuanto a la historia de La marca del meridiano, nos encontramos con un nuevo caso para esa pareja de guardia civiles que son Bevilacqua y Chamorro, que esta vez les toca investigar el asesinato de otro guardia civil retirado, antiguo compañero y mentor de Bevilacqua, que aparece colgado y salvajemente torturado en un puente. A partir de aquí, y siguiendo punto por punto la línea de investigación, nos encontramos con lo mejorcito de cada casa: corrupción policial, proxenetismo, narcotráfico…

La marca del meridiano es el séptimo libro de la serie Bevilacqua y Chamorro, de la que  Lorenzo Silva nos hace un resumen desde su web.

Debo reconocer que es el primer libro de la serie que leo, no así de Lorenzo Silva, que me parece un buen escritor que sabe combinar varios registros. Lo que no deja de tener mérito.

Por lo demás, recomiendo el libro aunque echo en falta alguna que otra descripción más pausada y simple, pues el libro está lleno de diálogos, muchos de ellos extensos, lo que ayuda a su lectura pero deja un tanto coja la narrativa que a veces se presenta un poco rebuscada. Muchos de estos diálogos están construidos con expresiones populares, que sirven para conferir cierta personalidad a los protagonistas y aportan un guiño de humor a veces un tanto grosero que si bien puede no gustar a todos, a mí me ha hecho sonreír. Pero claro, es que estamos ante novela policíaca española, con su idiosincrasia, es decir, en este país se dicen tacos y comentarios jocosos.

Me parece a mí que es más propia del género policiaco que del de novela negra, pero es un asunto discutible, pues a ratos lo englobo en un colectivo y en otras ocasiones en el otro. Aquí no hay CSI, ni FBI ni demás siglas, ni detectives alcohólicos, ni mucho menos paranoias psicológicas, sino dos “picoletos” que llevan el peso de la historia con sus intrincados fantasmas, miedos y anhelos de redención. En resumen: los buenos contra los malos, con ciertos ingredientes éticos porque los protagonistas han elegido ser como son por los previsibles motivos, algo oscuros, del pasado, negándose a rebasar esa marca imaginaria hacia el lado oscuro.

Aparecen también los de asuntos internos (SAI), que si bien aportan su granito de arena a la trama, disponen de menos glamour que sus homónimos de los best-sellers yankees que todos nos hemos tragado en alguna ocasión, lo que supongo que aporta cierta dosis de realidad. Por no hablar de las distintas policías autonómicas y su relación con  la Guardia Civil, la burocracia en los juzgados, la falta de recursos y ese “colegueo” entre las fuerzas de seguridad en su lucha contra las ovejas descarriadas. Siguiendo con la comparativa de la literatura policíaca que importamos, resulta curioso (por lo menos a mí que del tema militar y policial sé bien poco, y que siga así) leer los diferentes rangos con los que se tutean: a sus órdenes mi brigada, se presenta al alférez XXX… acostumbrado a que en Norteamérica hablen de detectives, agentes secretos y demás “titulitis”.

Ahora es cuando meto la pata, y alguno dirá que soy un mal pensado, pero es que se me hace difícil imaginarme a un guardia civil pagándose un billete de avión de su bolsillo o comprándose un Mac o un Ipod de su nómina en bien de la seguridad nacional… es que una cosa es tener imaginación, y creerte una historia ficticia, y otra atentar contra la credibilidad.

Algo que me ha gustado y que hace a esta serie especial, es el papel relevante de la mujer en las diferentes policías, mostrando cómo poco a poco van obteniendo puestos de mando y responsabilidad en las diferentes policías y órganos legislativos, ya que aparece una competente jueza, el mando intermedio de los Mossos es otra mujer, la responsable de la Guardia Civil en Barcelona también es otra fémina y por fin tenemos a la propia Chamorro, que en cierto modo hace el papel de la conciencia de Bevilacqua (o no).

Otro toque de modernismo es que uno espera que un guardia civil como Bevilacqua escuche música del estilo de Tomatito, los Chunguitos y parecido, sin embargo nos sorprende con un buen gusto por rock del bueno con Johnny Cash, Freddie Mercury o Leonard Cohen, haciendo un inesperado quiebro al buen gusto musical con Franco Battiato.

Reconozco que en su conjunto me ha dejado un buen regusto y me apunto leer más libros de la serie, si bien esperaba más de un premio Planeta.

Merienda para la lectura: ya que la mayor parte de la historia discurre en Cataluña, una buena rebanada de pan tumaca.

¿Qué te parece la serie protagonizada por Bevilacqua y Chamorro? ¿Te atrae?

Anuncios